domingo, 8 de junio de 2014

De Camaleones y otras cosas

Durante las últimas 9 semanas y media he dedicado los viernes a asistir a un curso muy especial: "Herramientas para Camaleones".
Como sabéis los que pasáis por aquí asiduamente una gran parte de mi tiempo "libre" lo dedico a trabajar para el Coro Cantabile así que cuando vi que existía la posibilidad de asistir en Coruña a un curso que explicaría cómo transformar las ideas en proyectos y los proyectos en modelos de negocio sostenibles en cultura, sabía que no podía dejar pasar la oportunidad de aprender algo más sobre gestión cultural sostenible para aplicarlo para el coro.
Tuve la suerte de poder asistir con otra directiva de Cantabile, Nuria, que ve el proyecto no sólo desde la perspectiva de un directivo de la asociación, sino desde la de coralista ya que ella es una de esos jóvenes que les regalan sus voces a Cantabile para que sea un coro tan especial gracias a la mano maestra de su director, Pablo Carballido. Además las dos pertenecemos a generaciones diferentes, por lo que cada una de nosotras podía aportar y absorber cosas distintas.
Durante estas nueve semanas hemos aplicado el Business Model Canvas a nuestros proyectos culturales, hemos aprendido cosas sobre construir organizaciones transmedia, estrategia digital, story telling, gamificación, design thinking, alianzas clave, branding y financiación ( ¡ay, la financiación! esa pesadilla recurrente de la mayoría de los proyectos culturales!)
Hemos tenido la suerte de escuchar a grandes expertos en esas áreas: Ángel Mestres, Belén Viloria, Ignasi Vendrell, Elena Pérez, María Álvarez, Antonella Broglia, Julia López, Marc Catalá y Pedro Sanz, y por supuesto con la ayuda de Tomas Guido y Jimena Peña de Transit proyectes y Plataforma C.
Podéis saber muchas cosas sobre lo que aprendimos en algún artículo que he escrito en Enredada en 2.0 pero sobre todo en el blog La subestación del MAC que ha ido narrando todas las sesiones.
Pero además este curso nos ha dado la posibilidad de conocer otros 25 proyectos culturales estupendos de diferentes tipos pero todos defendidos y argumentados con pasión por sus creadores. Con alguno de ellos incluso ya empezamos a poner en práctica desde el principio algo en lo que tanto nos insistían: la búsqueda de alianzas clave, y no dudamos que esa alianza será beneficiosa y duradera.
Pero llegó el final, y el curso tenía además un atractivo especial, en una cena se desvelaría el nombre del proyecto ganador entre esos 25, que ganaría 1.600€ y una residencia artística en el MAC para poder desarrollar su proyecto.  El ganador fue el proyecto de Celia Parra, Versogramas, que debo reconocer que era uno de mis favoritos, pero  para nuestra sorpresa, a pesar de que el proyecto Cantabile no encajaba en la categoría de proyectos de residencias artísticas, nos llevamos la sorpresa de que el MAC nos reconoció como una mención especial junta a Vivir na Coruña y al proyecto de José Luis, ya que por la calidad artística de Cantabile el museo quiere buscar una forma de colaboración con nosotros. Así que desde aquí aprovecho para darles la gracias en nombre de todos los que formamos parte de la Asociación musical y cultural Cantabile al equipo de MAC por ver lo que hay detrás de este coro y reconocer así su calidad.
Pero no podemos tampoco dejar de agradecer el reconocimiento del resto de compañeros camaleones que nos han animado y elogiado, completamente sorprendidos de que un proyecto como el nuestro exista sin apenas ayudas o reconocimientos.
Así que después de estas 9 semanas y media el resultado no puede ser mejor: hemos aprendido, hemos dado a conocer un proyecto increíble a gente que no lo conocía, contagiándoles un poco de nuestro orgullo y pasión, y hemos conseguido un reconocimiento extra por parte de una institución. 
A modo personal, tengo que decir además, que para mí ha sido muy gratificante aprender al lado de Nuria y ver su entrega y dedicación a Cantabile. Quizás en eso esté una de las claves de este proyecto: la suma de puntos de vista y experiencias de gente diferente de distintas generaciones.  Ojalá podamos hacer muchas más cosas juntas.

¿Podemos pedir más?
Sí, claro, nos gustaría un Herramientas para camaleones II, pero además la petición es para el público en general. Id a ver y escuchar a Cantabile a los teatros y allá donde canten, comprad sus discos, emocionaos con ellos y contádselo a vuestros amigos y conocidos. Cantabile os lo agradecerá pero además seguro que vosotros disfrutaréis como nunca.
Varios momentos de Herramientas para Camaleones A Coruña